lunes, 5 de mayo de 2008

Las TIC a nuestro alcance


No deja de ser paradójico que veamos a las TIC como algo mágico, propio de gente superinteligente, a los que no podemos llegar los simples mortales, consumimos aquellos que se nos presenta como algo magnífico, los avances en esta materia han sido tan enormes, que en un corto espacio tiempo, se acumulan tal torrente de acontecimientos innovadores, que obligada a las personas a un ingente esfuerzo de acomodación y de adaptación a esta tecnología, sobre todo a las generaciones más antiguas, que, sin duda, entorpece la reflexión crítica ante la implementación de nuevos sistemas y dispositivos que, por otra parte, son acompañados de una enorme inversión publicitaria, creadora de acomodación e ilusiones irreales.

Es por ello más necesario que nunca romper con esa visión elitista de las TIC, facilitando, liberando y humanizando esta herramienta, proveyendo, por primera vez en la historia, a las nuevas generaciones de todas las posibilidades de controlar el conocimiento, desde las ciclos mas tempranos de la vida, oportunidad infinitamente mayor que la obtenida por sus padres. Solo así se podrá hacer realidad la sociedad de la información en el siglo XXI.

Tengo la suerte de haber podido escuchar a Richard Stallman en una conferencia titulada “software libre desde la ética y en la práctica” su concepto de libertades me ha perecido muy acertado, a saber:

  • Libertad.0 (Libertad de ejecutar): Tener acceso al control del programa en todos sus aspectos, es algo más que hacer o deshacer lo que el desarrollador y ha decidido, es tener acceso al código fuente es fundamental.
  • Libertad.1 (libertad de programar): Tener capacidad de cambio y gestión directa sin restricción del código fuente.
  • Libertad.2 (Libertad de acceso): Tener la capacidad de acceder a programas sin restricciones.
  • Libertad.3 (Libertad de distribuir tus propios programas): Tener libertad de ayudar a tu comunidad y de cambiar los programas y ofrecer esos cambios a todo el mundo.

Su idea de que la democracia en las TIC es la suma de las libertades anteriores, me parece profundamente justo y ético. En ese sentido es ciertamente acertado el concepto de socialización del nuevo “Territorio conquistado” con el conocimiento, que no es otro que ese continente virtual, ganado sin violencia, puesto que no se ha robado a ningún pueblo indígena, ha sido creado con la cognición; con el conocimiento.

Estas razones son tremendamente sólidas para la implementación del software libre en el mayor número de usuarios posible y por ello es relevante la utilización del software libre en las escuelas, pues junto al ahorro de costes para la administración, que puede ser más o menos transcendente e incluso superficial, existe un una razón más profunda, que es que el conocimiento del software libre permitirá a los alumnos saber como funciona, adiestrándose y practicando desde temprana edad en la programación, lo que permitirá un dominio adecuado de los códigos, leyendo y escribiendo códigos que serán fuente de nuevo conocimiento y progreso, al alcance de todos y todas, rompiendo de esta manera la visión mágica que en ocasiones tenemos sobre el funcionamiento de las TIC, solo al alcance de seres superiores, que nos guían en nuestro que hacer diciéndonos eternamente lo que podemos y no podemos hacer.

El software privativo impide el aprendizaje de las personas y especialmente de los mas jóvenes, lo que fomenta la ignorancia del funcionamiento de las TIC, haciéndolos dependientes y superficiales. Para que esto sea posible también hay que invertir en los profesores que deben desarrollar metodologías didácticas facilitadoras de este aprendizaje. En este sentido no solamente tendremos que Investigar y Desarrollar nuevos software, sino también Investigar y Desarrollar metodologías didácticas, pedagogías y unidades didácticas, que faciliten la asimilación e incorporación de estas habilidades y conocimientos. Se tiene que prestar una clara atención para cuidar, motivar, incentivar y reconocer socialmente la labor de los y las docentes, en este caso de Extremadura.

En este último caso considero escaso el desarrollo de las TIC y del software libre en la Universidad de Extremadura, es paradójico, que existan, por ejemplo, Facultades sin páginas Web, que existan exiguas experiencia de docencia universitaria de carácter virtual, o que los temarios y materiales no se encuentren disponibles en la red. Es igualmente paradójico que se facilite la adquisición de ordenadores sin prestar atención a que lleven incorporado el software libre, que seguro facilitaría de manera sensible su adquisición. También es revelador que en las facultades no se profundice en las posibilidades de las TIC y en especial en las facultades de Formación del Profesorado, es insuficiente la preparación que en esta materia reciben los futuros maestros y educadores.

En el 2001, la Comisión la Educación basada en Internet, de los Estados Unidos, planteó que no era ya el momento de discutir si el uso de Internet puede transformar el aprendizaje, porque ya lo daba por transformado, centrándose en hacer un llamamiento a los responsables políticos para establecer el aprendizaje electrónico como pieza central de la política de educación, que tiene como condición básica disponer de la tecnología, pero que el ordenador no sirve para nada sino tiene un docente o un educador que sepa enseñar su utilización.

Considero igualmente relevante el impacto del software libre en las iniciativas empresariales y por tanto productor de negocio y, consecuentemente, generador de empleo de calidad. En este sentido me parecen destacables las iniciativas que comienzan a surgir en Extremadura, que sirve de muestra sobre la potencialidad de las TIC como productoras de riqueza y desarrollo, con un elemento añadido para territorios periféricos como el extremeño y es que permite el asentamiento de la población.

El conocimiento y su gestión diluyen las distancias, difuminando el concepto de periferia. Es verdad que la brecha digital afecta a los pueblos y territorios más débiles, pero las TIC sitúa a los pueblos más atrasados ante la única posibilidad de romper injusticias internas y la estratificación internacional. El software libre es generador de solidaridad y de sociedades más justa, creadoras de una globalización positiva, siendo por tanto fuente de esperanza.

Creo que las TIC ofrecen unas posibilidades impensable hace poco tiempo, para avanzar en igualdad de aquellos colectivos que han venido soportando y que soportan en gran parte del mundo, la discriminación y lo que es peor la invisibilidad social, por ejemplo las mujeres. El software libre facilita el uso de las TIC por parte de las mujeres, permitiendo, en igualdad de condiciones con los varones, conciliar de manera más efectiva la vida laboral y familiar.

Considero muy relevante “el proyecto OLPC Un niño un ordenador”, que ha desarrollado un ordenador portátil con el propósito de facilitar a cada niño en el mundo, el acceso a las nuevas formas de conocimiento y a las modernas metodologías educativas. Como no podía ser de otro formar este proyecto basa en un software libre, y una eficiente utilización de la energía, que incluso con una manivela se puede generar energía para su funcionamiento, con posibilidad de acceso a la red desde cualquier sitio.

Es muy importante que comiencen a surgir organizaciones sin fines de lucro como OLPC, que basan su actividad en facilitar de forma solidaria el acceso a las TIC a los niños y niñas de todo el mundo. Para más información sobre este proyecto visitar: http://laptop.org/index.es.html.


Publicar un comentario